Excite

Cómo evitar los excesos en la alimentación en verano

Las vacaciones suelen ir casi inevitablemente acompañadas de excesos en las comidas. Salir a cenar, organizar barbacoas con los amigos o los picoteos frecuentes por tener más tiempo libre pueden pasarnos factura al final del verano.

Si no quieres tener que salir corriendo al gimnasio para librarte de esos kilos de más al llegar septiembre, aquí te damos algunos consejos de alimentación para evitar esos excesos veraniegos y mantener la línea.

Las típicas barbacoas que se organizan a menudo en verano suelen estar formadas por gran cantidad de carne y productos procedentes del cerdo, que tienen una gran cantidad de grasa. En vez de abusar de ellos, añade también a tu barbacoa otro tipo de alimentos, como verduras o pescado, que son más nutritivos y aportan menos calorías.

El marisco es otra de las grandes tentaciones del verano, pero su contenido en colesterol es muy elevado y además puede producir alergias. Las personas con dolores de cabeza o migrañas no deberían abusar de este tipo de alimentos, así como aquellos con niveles elevados de ácido úrico.

Las salidas nocturnas son algo muy habitual en verano y no es raro que te levantes a la mañana siguiente con dolor de cabeza si has bebido más de la cuenta. Para metabolizar el alcohol con más rapidez, toma zumo de frutas, pues su contenido en fructosa te servirá de gran ayuda. Y para reponer el potasio y las sales que has perdido al consumir alcohol, el consomé puede ser el mejor remedio.

Si además cambias los refrescos y los snacks salados por fruta fresca o yogurt cuando te entre ganas de un picoteo, tendrás más probabilidades de pasar el verano sin acumular esos temidos kilos de más.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2016