Excite

Cómo preparar sangría de fresa

Sin importar la época del año dada la presencia de las fresas en el supermercado durante todas las estaciones y su aparente ligereza, la sangría de fresa no tiene nada que envidiarle a ningún cóctel. Conoce el modo más sencillo de prepararla y prepárate para disfrutar de ella a cualquier hora.

Fácil y rápida

Fácil y rápida son dos calificativos que definen bien a la sangría de fresa. Si estás cansado de la sangría habitual, o tienes alguien a quien sorprender, aprovecha las posibilidades que ofrece esta bebida.

Ingredientes para 4 personas:

3 tazas de fresas

1 botella de vino tinto

1 cucharada de azúcar

1 taza de soda

1 limón

1 naranja

1 ramita de canela

Lo primero que haremos será limpiar las fresas, agregarles unas gotitas de vinagre y esperar unos minutos a fin de que éste haga que salga a flote todo su dulzor. A continuación, debemos machacar a conciencia las fresas o bien optar por batirlas en el vaso de la batidora. A continuación agregamos el vino tinto (que no sea excesivamente caro) y exprimimos tanto la naranja como el limón para, seguidamente, cortarlas como más nos guste.

Luego habrá que ir añadiendo poco a poco la soda mientras removemos la mezcla, y después haremos lo mismo con el azúcar agregando más de cualquiera de los dos en caso de que lo veamos necesario. Finalmente, incorporamos los trozos de naranja y limón y la ramita de canela y la dejamos enfriar en la nevera con un par de cubitos de hielo.

Tiempo de preparación: 15 minutos

Dificultad: Baja

Prueba con otras frutas

Si hay algo que destaca de la sangría de fresa es la capacidad para acoger a una gran variedad de frutas, así como de licores. De esta forma, no queda nada mal con trozos de mango o piña, al tiempo que admite bebidas con las que gana en cuerpo como el ron blanco.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017